Los nuevos cierrapuertas DC140 y DC200 de TESA ASSA ABLOY, una evolución en accesibilidad

/Other/Tesa/Noticias%202.0/2017/DC140-DC200-evoluci%c3%b3n-accesibilidad.jpg

Entre las mejoras internas implantadas en los nuevos diseños de estos dos modelos de cierrapuertas se encuentra la reducción del esfuerzo de apertura, pensado para niños, personas mayores y personas con discapacidad

En los últimos años se han implantado en varios países europeos una serie de normativas locales orientadas a mejorar la accesibilidad en los edificios. Esto significa que se debe reducir el esfuerzo de apertura de las puertas para que no suponga una dificultad el abrirlas. Los nuevos cierrapuertas DC140 y DC200 de TESA ASSA ABLOY, además de reducir este esfuerzo tienen en cuenta la fuerza de cierre, que siempre debe garantizar el cierre.

La incorporación de estas mejoras internas en el diseño de ambos cierrapuertas aumenta su eficiencia, lo que se traduce en una adecuada relación entre el esfuerzo de apertura y el de cierre, convirtiéndolos en aptos para múltiples aplicaciones que requieran un bajo esfuerzo de apertura.

En las pruebas de laboratorio realizadas con puertas de ensayo oficiales han podido certificarse eficiencias del 87% para el modelo DC140 y del 80% en el DC200. En ambos casos cumplen los requisitos más exigentes de las diferentes normativas Europeas respecto a la accesibilidad de los edificios. No obstante, en este sentido deben tenerse en cuenta otros elementos de la puerta que también afectan al esfuerzo de apertura como bisagras, pestillos, juntas…

TESA ASSA ABLOY ya está desarrollando otros modelos que, próximamente, se sumarán a esta gama de cierrapuertas de alta eficiencia para entornos que requieran de un alto grado de accesibilidad